Nacionales

¿Renovación política?

La cuestión de la renovación política ha adquirido una relevancia considerable. Como joven estudiante de ciencias políticas, me siento impelido a reflexionar sobre este fenómeno. Es esencial aclarar que esta noción de renovación no surge de manera espontánea; más bien, es el resultado de una estrategia meticulosamente diseñada por el oficialismo. De manera sorprendente, algunos sectores de la oposición han adoptado esta idea, bien sea por ingenuidad, al considerarla atractiva, o por mera conveniencia política.

Al examinar detenidamente a los promotores de esta renovación, se observa que rara vez mencionan al partido gobernante, el cual también alberga figuras con largas trayectorias políticas. Esto indica que la propuesta de renovación no se dirige internamente, sino externamente, lo que confirma que se trata de una táctica cuidadosamente orquestada. Para entender mejor este tema, debemos plantearnos una pregunta fundamental: ¿Qué es lo que realmente produce transformaciones en el Estado? La respuesta es sencilla: las ideas. Las ideas son, por ende, el componente esencial que un país necesita para avanzar y desarrollarse.

En consecuencia, las ideas no son exclusivas de la juventud; más bien, son el resultado de la investigación profunda de los principales temas que dominan el debate global. Por ejemplo, al observar la edad de los presidentes de las naciones más desarrolladas y con los sistemas educativos más avanzados, como Estados Unidos, China, Rusia, Suiza, Suecia, Dinamarca y Noruega, encontramos que las personalidades que lideran estos Estados suelen tener entre 60 y 80 años.

¿Significa esto que la juventud no puede desempeñar un papel importante? De ninguna manera. Creo firmemente que la integración de la juventud en espacios significativos es una cuestión de tiempo y esfuerzo. La conquista de estos espacios no debe ser repentina, pues la inexperiencia puede llevar a errores. Por lo tanto, es fundamental una combinación equilibrada de experiencia y juventud.

Al respecto, leí hace algún tiempo una frase que dice: “la verdadera fuerza reside en la capacidad de combinar la energía y la creatividad de la juventud con la sabiduría y la perspectiva de la experiencia”. Esta reflexión subraya la importancia de un enfoque mixto, donde la sabiduría de la experiencia se combine con la innovación de la juventud, para construir un futuro más prometedor.

jpm-am

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *