Nacionales

“La persona caribeña ideal”

Por Patricia Arache

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) elaboró un estudio titulado “El enfoque de Aprendizaje a lo Largo de Toda la Vida: Implicaciones para la política educativa en América Latina y el Caribe”, publicado en el año 2020, en el cual cita otras investigaciones, disposiciones y resoluciones de carácter social, multicultural y educativo, vinculados a la esfera geográfica de referencia, algunos de cuyos contenidos es importante conocer.

La UNESCO refiere la estrategia 2030 sobre el Desarrollo de los Recursos Humanos de la Comunidad del Caribe (CARICOM), que busca que se corresponda también con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), en su numeral 4 sobre Educación de Calidad, y con su meta 8, relacionada con el empleo productivo y el trabajo decente.

El CARICOM define el desarrollo de los recursos humanos, como “la educación y capacitación que se ofrece a las personas para fortalecer sus conocimientos, habilidades y competencias, a fin de desarrollar la fuerza de trabajo y una mejor ciudadanía”.

Esa estrategia fue motivada a partir del perfil de “la persona caribeña ideal”, adoptado por los jefes de Estado del CARICOM, en el año 1997.

Este organismo de integración fue creado el 4 de julio de 1973. Está compuesto por 15 Estados Miembros y 5 Asociados, en su mayoría islas de las Antillas menores del Caribe, y otros países de la región.

Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Dominica, Granada, Guyana, Haití, Jamaica, Monserrat, Santa Lucía, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Surinam, y Trinidad y Tobago, son los Estados miembros. Los asociados, Anguila, Bermudas, Islas Caimán, Islas Turcas y Caicos, e Islas Vírgenes Británicas.

República Dominicana no es miembro del CARICOM, porque cuando solicitó el ingreso formal, en el año 2013, no fue aceptada, bajo el alegato de que vulneraba los derechos de los descendientes de haitianos, pero mantiene su indiscutible condición de país caribeño y, por tanto, cualquier cosa que se produzca en ese espectro geográfico, social y cultural le toca en forma directa o indirecta.

Hay quienes, convencidos de que entre lo ideal y lo real, el trecho es largo, erróneamente, restan importancia a enfoques, análisis y visiones de entidades locales, de organismos criollos o internacionales que, en ocasiones, parecen plantear los temas de la cotidianidad, con sutileza y aparentemente hasta sin mucha sintonía con el diario vivir.

Sin embargo, es importante divulgar el aspiracional de esos Estados, validados por organismos internacionales, sobre lo que sería el perfil de “la persona caribeña ideal”, por ejemplo, para que los ciudadanos puedan conocerlo y evaluar las posibilidades de alcanzarlo, aunque parezca una utopía.

También puede servir de motivación a muchos, a partir del fortalecimiento que impulsan República Dominicana en la educación, en la formación y en la capacitación técnico profesional, que, de acuerdo a los recientes resultados presentados, marcha a buen ritmo con el compromiso de las actuales autoridades de seguir avanzando.

Veamos algunos aspectos de “la persona caribeña ideal”, según el CARICOM:

  • Respeta la vida humana
  • Es emocionalmente segura, con alto nivel de confianza y autoestima
  • Ve la diversidad étnica, religiosa y de otro tipo como fuente potencial de fuerza y riqueza. (Y la respeta, agrego yo)
  • Es consciente de la importancia de vivir en armonía con el medio ambiente
  • Tiene gran aprecio por la familia, el parentesco y los valores comunitarios
  • Valora los asuntos morales incluyendo la responsabilidad consigo misma y con la comunidad
  • Tiene un respeto informado por la herencia cultural
  • Demuestra manejar alfabetizaciones múltiples, así como el pensamiento independiente y crítico
  • Cuestiona las creencias y las prácticas del pasado y del presente, y su impacto sobre la aplicación innovadora de la ciencia y la tecnología a la solución de problemas
  • Muestra una ética positiva de trabajo
  • Valora y despliega imaginación creativa en sus diversas manifestaciones
  • Ha desarrollado la capacidad para crear y aprovechar oportunidades de controlar, mejorar, mantener y promover el bienestar físico, mental, social y espiritual y, para contribuir a la salud y el bienestar de la comunidad y del país.

¿Qué opina usted?… ¿Es posible alcanzar la formación de ese ser humano (persona caribeña) ideal en alguna parte del Caribe? Ah… no se olvide, que también depende de usted, no sólo del Estado ni de los demás.  También, sobre todo, de usted ¿Se entiende?…

@patriciarache

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *