Las dudas en torno al meteorito que cayó en Nicaragua

  • Redacción
  • BBC Mundo

9 septiembre 2014

Las alarmas saltaron en la noche del sábado cuando quienes estaban en las áreas cercanas al Aeropuerto Internacional de Managua se estremecieron con lo que definieron como un «estruendo» que se escuchó en distintas partes de la capital de Nicaragua.

Tras horas de especulaciones en la calle y en las redes sociales sobre qué podría haber provocado lo que se sintió como una explosión, las autoridades confirmaron el domingo que se trataba de un meteorito que abrió un cráter de 12 metros de ancho y 5 de profundidad en un terreno de la Fuerza Aérea y que no causó daños materiales ni heridos.

La encargada de confirmarlo fue la portavoz del gobierno nicaragüense y primera dama, Rosario Murillo, quien incluso sugirió que el meteorito podría haberse desprendido del asteroide 2014RC, que pasó cerca de la Tierra el domingo.

Este lunes, científicos del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Inter) confirmaron esa teoría.

Sin embargo, tanto dentro como fuera de Nicaragua han surgido voces críticas que ponen en duda la teoría oficial, entre ellas la Agencia Espacial de Estados Unidos (NASA).

¿Fue un meteorito?

«Estamos convencidos de que fue un meteorito, vimos el cráter del impacto», afirmó el asesor del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), en una rueda de prensa convocada por el gobierno.

«Todas las evidencias que confirmamos en el lugar se corresponden exactamente con un meteorito y no con otro tipo de evento», refrendó su compañero del Ineter, el científico José Millán, quien dijo contar con «el registro sísmico que coincide con la hora del impacto y las característica típicas que produce un cono en el lugar del choque».

Sin embargo, dijeron que no está claro si el meteorito se desintegró tras el choque o quedó sepultado en el suelo y pidieron ayuda de expertos internacionales para investigar la procedencia de la roca espacial.

El área donde está el cráter es una zona boscosa cerca de una base de la fuerza aérea.

Fuente de la imagen, EPA

Pie de foto,

El área donde está el cráter es una zona boscosa cerca de una base de la fuerza aérea.

Por el momento, sólo el personal autorizado por el gobierno ha tenido acceso al cráter ya que el área donde se encuentra es una zona boscosa cerca de una base de la fuerza aérea.

En ese sentido, la Asociación Nicaragüense de Astrónomos Aficionados (Anasa) pidió a las autoridades que analicen el cráter para determinar si realmente fue un meteorito lo que lo provocó y, en ese caso, que den a conocer sus características.

«Si aplicamos un poco de pensamiento crítico al planteamiento oficial, uno espera tener las muestras del meteorito. Uno si hace una aseveración, tiene que tener las muestras, especialmente en un caso que atañe a la capital de un país», le dijo el presidente de Anasa, Julio Vannini, a BBC Mundo.

«Lamentablemente no hay registro visual del objeto entrando en la atmósfera y es una de las preguntas que quedan en el aire», sostiene el presidente de Anasa.

Las dudas de la NASA

En ese mismo sentido se pronunció el director de la oficina de Ambientes Meteoroides de la NASA, Bill Cooke.

En una entrada de blog titulada, ¿causó un meteorito el cráter de Nicaragua?, el portavoz de la NASA pone en duda la versión oficial y dice que, pese a que no puede descartar plenamente la teoría del meteorito, «la información disponible en este momento sugiere que fue creado por otro motivo».

Un soldado al lado del cráter

Fuente de la imagen, AFP

Pie de foto,

El sábado no se reportaron avistamientos de bolas de fuego.

«La falta de reportes de avistamientos de bolas de fuego en el área poblada cercana a ese área parece sugerir otra causa», indica.

«Los cielos estaban parcialmente nublados, un objeto capaz de producir un cráter así de grande habría generado también una bola de fuego muy brillante (más que la luna llena) que debería haberse visto en un área extensa», añade Cooke.

La NASA también hace referencia a las comparaciones que han surgido con el meteorito que cayó en 2007 Carancas, en las inmediaciones del Lago Titicaca, en Perú. Sin embargo, según dice el blog, entonces algunos ciudadanos «aseguraron haber visto bolas de fuego pese a que ocurrió a plena luz del día, cerca del mediodía».

Más contundente en su crítica con la versión del gobierno nicaragüense, se mostró el escritor y presentador especializado en ciencia y experto en meteoritos Geoff Notkin.

Área supuetamente impactada por el meteorito

Fuente de la imagen, EPA

«Para los que han preguntado: no creo que el ‘cráter’ de Nicaragua sea real. No parece reciente, no hay testigos y no debería haber rocas en el fondo», escribió en su perfil de la red social Twitter.

«Además, un meteorito que hace un cráter así de grande habría estado precedido por una bola de fuego gigante. ¿No hay testigos cerca de un aeropuerto?», se pregunta Notkin.

Para acabar con ese tipo de especulaciones, el presidente de Anasa aboga por mantener la mente fría y pide que los investigadores vayan mostrando las evidencias a medida que las vayan obteniendo.