Internacionales

La Corte Suprema decidirá sobre la inmunidad de Trump, lo que retrasa aún más el juicio por subversión electoral

(CNN) –– La Corte Suprema de Estados Unidos acordó este miércoles decidir si el expresidente Donald Trump puede argumentar inmunidad en el caso federal de subversión electoral que lidera el fiscal especial Jack Smith. La decisión del alto tribunal suma otra apelación explosiva del exmandatario a su expediente y probablemente retrasará aún más su juicio.

El tribunal acordó acelerar el caso y escuchar los argumentos la semana del 22 de abril.

Este desarrollo pone a Trump, favorito para la candidatura presidencial republicana, en un segundo proceso con el alto tribunal, que a principios de este mes escuchó argumentos en un caso diferente que cuestiona si el expresidente se descalificó a sí mismo para postularse a un segundo mandato por la “prohibición de insurrección” de la Enmienda 14.

Ahora bien, los argumentos de la Corte Suprema podrían darse mientras Trump enfrenta un juicio en Nueva York por cargos penales de falsificación de registros comerciales como parte de un plan de encubrimiento para ocultar pagos de silencio a una estrella de cine para adultos antes de las elecciones de 2016. Trump se ha declarado inocente en este caso.

Este miércoles, la corte ordenó que el fallo de un tribunal inferior contra Trump permanezca en suspenso hasta que decida la cuestión. Como es común cuando se concede un caso, el tribunal emitió sólo una breve orden y no indicó cómo votaron los magistrados.

Un portavoz de la oficina del fiscal especial declinó hacer comentarios.

 

¿Una victoria para Trump?

La decisión representa una victoria significativa para Trump por al menos dos razones: ahora podrá argumentar una amplia inmunidad presidencial que, de concederse, podría socavar la serie de batallas legales que enfrenta. También podrá aplazar un juicio, probablemente durante al menos varias semanas.

Además, es la segunda vez que los jueces rechazan una solicitud de Smith. El fiscal especial había pedido al tribunal meses atrás que aceptara el caso antes de que el Circuito de la ciudad de Washington lo decidiera, y su solicitud fue rechazada.

Si los jueces hubieran negado la petición de emergencia de Trump para suspender el caso de subversión electoral, Smith habría podido actuar más rápidamente, garantizando prácticamente un juicio antes de las elecciones de noviembre.

trump inmunidad

El expresidente Donald Trump habla en su residencia de Mar-a-Lago el jueves 8 de febrero de 2024, en Palm Beach, Florida. (Crédito: Rebecca Blackwell/AP)

La Corte Suprema pidió a Trump que presentara sus argumentos iniciales en el caso antes del 19 de marzo. Además, se solicitó a la oficina de Smith que presente su propio escrito exponiendo sus argumentos antes del 8 de abril, y Trump tiene hasta el 15 de abril para presentar sus argumentos finales escritos antes de que se desarrollen los argumentos orales.

La Corte Suprema se tomó casi dos semanas para hacer el anuncio

La Corte Suprema de EE.UU. se demoró casi dos semanas en emitir la decisión sobre cómo procedería, lo que sugiere que hubo maniobras tras bambalinas, dijo Steve Vladeck, analista de CNN sobre el máximo tribunal y profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Texas.

«La sorpresa es que la corte haya tardado casi dos semanas en llegar a este resultado, del que ningún juez ha disentido públicamente», dijo Vladeck. «Los jueces no pudieron llegar a un consenso sobre la forma de resolver el asunto sin darle plena información y argumentación».

«Es difícil leer si eso hace que sea más probable que la corte se ponga del lado de Trump cuando finalmente resuelva su demanda de inmunidad, pero ciertamente significa que, incluso en el peor de los casos para el expresidente, el enjuiciamiento del 6 de enero se retrasará durante al menos otros 3-5 meses. Esa es una victoria bastante grande para Trump, incluso si termina perdiendo este caso», añadió Vladeck.

El expresidente presentó una solicitud de emergencia ante la Corte Suprema el 12 de febrero, en la que pidió bloquear el fallo de un tribunal inferior que determinó que su inmunidad no se extendía a los cargos de subversión electoral presentados por el fiscal especial Smith. Trump argumentó que la inmunidad era necesaria para garantizar que los futuros presidentes no sean sometidos a cargos penales. Sin esa garantía, dijo, “la presidencia tal como la conocemos dejará de existir”.

Pero ese argumento no llegó a ninguna parte en los tribunales inferiores. Una opinión unánime de 57 páginas del Circuito de la Ciudad de Washington a principios de este mes rechazó los reclamos de inmunidad. Trump y Smith presentaron sus escritos opuestos ante la Corte Suprema sobre si la decisión debería suspenderse.

Trump y Smith presentaron argumentos encontrados ante la Corte Suprema sobre si la decisión debía suspenderse.

Smith respondió en su propio escrito el 14 de febrero que Trump no estaba cerca de cumplir los requisitos necesarios para suspender el procedimiento.

La juez de distrito Tanya Chutkan ya había aplazado la primera fecha del juicio, fijada inicialmente para el 4 de marzo, mientras los tribunales de apelación revisaban las afirmaciones de Trump. Sin embargo, dados los retrasos, es probable que el juicio no comience hasta mayo como muy pronto.

Una cuestión muy específica con un gran impacto

Lo que la Corte Suprema acordó decidir este miércoles es una cuestión relativamente estrecha, pero que tiene amplias implicaciones: si un expresidente tendrá inmunidad frente a procesos penales por actos cometidos mientras estaba en el cargo.

Trump argumentó que los presidentes podrían dudar en tomar ciertas acciones si les preocupa la posibilidad de enfrentar cargos penales después de dejar la Casa Blanca. La acusación penal que enfrenta en la investigación sobre interferencia electoral de 2020, si se mantiene, tendría un “efecto paralizador” en futuras administraciones, sostuvo.

Pero los jueces de circuito Karen LeCraft Henderson, Florence Pan y J. Michelle Childs rechazaron esos argumentos.

Los jueces fueron claros en que las acusaciones contra Trump son serias y no dejaron dudas de que creen que debe ser procesado bajo los cargos. Destriparon el supuesto comportamiento de Trump después de las elecciones presidenciales de 2020 al considerarlo poco presidencial y que constituye un asalto a las instituciones estadounidenses.

Hannah Rabinowitz y Devan Cole de CNN contribuyeron a este informe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *