El GUG se corona campeón del básquet de Santiago

Juan Guerrero pudo más que la dupla Víctor Liz-Gerardo Suero y el club Gregorio Urbano Gilbert es el nuevo campeón del baloncesto de la Ciudad Corazón.

Guerrero terminó con 28 puntos, capturó ocho rebotes y repartió para que el quinteto del GUG se impusiera 103-78 a su similar del Pueblo Nuevo para cerrar así la final del torneo 2020, que fue reanudada el pasado miércoles con una final a un 3-2.

El GUG, que tenía cinco temporadas sin ganar, se adjudicó así su cuarto título en el Baloncesto Superior de Santiago, que esta vez estuvo dedicado al fenecido empresario Salvador Sadhalá Padre.

El capitaleño Guerrero fue escoltado por el sancristobalense Rigoberto Mendoza (Vikingo) con 21 puntos y 7 tableros y Gelvis Solano, quien aportó 14 asistencias, convirtió 11 puntos y atrapó 7 rebotes.

Por los subcampeones se destacaron Liz, con 17 puntos y 4, Ameth Gil 10 tantos. Los pupilos de Luis Felipe López dominaron de manera fácil la primera mitad 48-30.

Luego de finalizar el partido el panel de cronistas deportivos de Santiago que se dan citas a los partidos en la Gran Arena del Cibao, eligieron a Guerrero con un 92% de los votos emitidos como el Jugador Más Valioso (JMV) de la gran final, donde quedó líder en puntos con 81 promediando 27 y líder en rebotes con 34, donde promedió 11.3.

Muy emocionado el presidente del Club GUG e inmortal del deporte dominicano Luis Felipe López expresó los siguientes: “agradezco a la comunidad exterior e internacional del barrio Libertad, creada para momentos como este, no para apoyar no solo un club, sino una comunidad, han suplido necesidades y han logrado mantener a flote nuestra gestión con su apoyo”.

Alejandro Liriano, capitán de los campeones, quien no vio acción con su equipo en esta serie por que se encuentra en el proceso de recuperación de una lesión, habló en nombre de los jugadores, donde dio las gracias a los fanáticos del baloncesto del país por apoyar el torneo y muy en especial a los de los Ensanche Libertad por depositar sus confianzas en él y cada uno de sus compañeros, que gracias a Dios aportaron para el GUG conquista el tan anhelado campeonato.

Manuel Liranzo se convierte en el tercer dirigente nativo de la ciudad de Santiago en ser campeón, uniéndose a los veteranos Julio Reyes (1996) y Nelson Ureña (2008). Liranzo también entra al selecto grupo que han logrados títulos de campeones como jugadores y entrenadores, como Rodolfo Sánchez, José (Maíta) Mercedes, David Díaz y Richard Ortega.