¡Construyó un edificio de un metro de ancho para importunar a su hermano!

En el Líbano se reflotó la historia de una construcción de lo más extraña. Se trata de The Grudge, un edificio de 14 metros de alto y menos de un metro de ancho que fue construido en 1954 y cuyo origen data de una disputa familiar entre dos hermanos.

La historia de estos hermanos indica que ambos habían heredado unas parcelas en un barrio de Beirut, lindante con el Mar Mediterráneo. Uno de los herederos, cansado de pelear con su hermano por tener la peor parcela, decidió construir este edificio sólo para quitarle la vista al mar al otro.

El edificio aún sigue en pie y el mito del enfrentamiento se agiganta cada vez más. Hoy es una atracción turística de lo más curiosa.